la-mojigata-rafael-bellidogastrotoursevilla-sinestesia-gastronomica

SEVILLA TIENE UN SABOR ESPECIAL

Hace ya un par de meses que estuve en Sevilla y pude conocerla un poquito mejor. Hacía años que no iba y aproveché un finde de trabajo para ver a amigos por la zona y conocer nuevos sitios. El viaje abarcó bastantes cosas, pero haré un resumen de los sitios que visité y las sensaciones vividas. ¿Y con qué intención? Tan solo con el deseo de que, si alguna vez vas por allí, te animes a pasar por algunos de los puntos; los comparto porque son aconsejables y dignos de visita.

Tapas Viapol (C/ José Recuerda Rubio, 5); mi amigo Paco me llevó a su sitio preferido de tapas y oye ¡Qué acierto! Nos tomamos unas carrilladas y un arroz negro que apuntan buena carta. El local estaba lleno y todas las tapas que ojeé eran propicias a su disfrute. Calidad/precio totalmente recomendable. Además, ambiente y atención acorde.

tapas-viapol-gastrotoursevilla-sinestesia-gastronomica-carrillada-sevilla-tapas2-0

La Hermandad del Sushi (C/ Feria, 5); otro lugar que me muestra mi amigo Paco y que fue todo un acierto y no porque a él le guste el sushi, sino porque el chef es su amigo. Takashi es el propietario/chef que regenta este local tan peculiar, un auténtico japonés con una oferta fusión entre dos culturas, la oriental y la española. Además del sushi a la manera tradicional, sashimis, temakis… puedes encontrar tapas como Takoyaki (bolas de arroz deliciosas), Croquetas de Puchero y miso blanco (muy ricas) o salmorejo de tofu.

takoyakis-la-hermandad-del-suhi-tapas-suhi-sevillagastrotoursevilla-sinestesia-gastronomica

Es un lugar con encanto, pequeñito sin pretensiones, nada más que el disfrute. Haciendo honor a la tierra, Takashi ambienta el local con música española y de vez en cuando hay música en directo y espectáculos de flamenco. El precio para ser japonés es barato.

la-hermandad-del-suhi-tapas-suhi-sevillagastrotoursevilla-sinestesia-gastronomica-sushi-fusion

Otros bares que me mostró Paco; el mítico bar El Coto (bar enano con mucha gente que hay que conocer, al menos pasar) y Hefeso –buena terraza, pero los cócteles dejan mucho que desear-.

Bodeguita Antonio Romero (Calle Antonia Díaz, 5,): esta vez fue Nené quien me llevó de tapas. ¿Quién es Nené? Una chica a la que estoy unida desde hace 4 años gracias a mi aventura en Zimbabwe y a la que solo conocía on line. Ambas con experiencias similares, encantadas con nuestro viaje africano y la calidad de vida que disfrutamos en Victoria Falls. Gracias al destino, las redes sociales y la voluntad de “Charlar en persona”, estuvimos poniéndonos al día por Sevilla.

montadito-piripi-la-bodeguita-de-antonio-romero-gastrotoursevilla-sinestesia-gastronomica

Nené dijo “no marcharás de Sevilla sin probar el Piripi” y yo ¿qué? En Extremadura, “estar piripi es estar contento gracias a un poco de alcohol en el cuerpo”, así que, sin un montadito se llamaba así, de primeras, ya sonaba interesante. Es la tapa estrella de la Bodeguita, un panecillo con cinta de lomo adobada, queso, bacon, tomate y mahonesa; un bocadillito muy rico al compás de una cervecita o un vinito.

la-bodeguita-de-antonio-romero-gastrotour-sevilla-sinestesia-gastronomica-encuentros-zimbabwe

Café bar las Teresas (C/ Santa Teresa, 2): tras casi 8 años, volví a ver a Rafael Bellido, un experto en restauración y un encanto de persona. Le dije, quiero tapear en algún sitio tradicional “de los de toda la vida”. Me llevó a las Teresas, bar situado en el barrio de Santa Cruz, abierto desde 1870 y donde se respira tradición. Sin duda, desde que entras por la puerta, sabes que es un sitio con raza auténtica. Nos sentamos en la barra; tapas frías, escabeches, carnes, fritura de pescado… Pedimos unas judías aliñas (me encantaron) y unas puntillitas. Un tapeo de calidad en un clásico por dónde has de pasar.

La Mojigata (C/ Moratín, 15): un sitio al que no llegas de repente, en zona céntrica, pero “escondido” de las zonas de paso turísticas. Es la casa de Rafael Bellido, donde su oferta refleja su experiencia, su buen hacer y su amor por la profesión. No tuve la suerte de tapear aquí –el finde no dio para más-, pero nos tomamos unos vinos y disfrutamos de la compañía de Rafa. Sin duda, la próxima vez que vaya a Sevilla será visita obligada para mí. Tienen alrededor de 3000 referencias de vinos, nacionales e internacionales, tapas creativas que cambian casi a diario en función de la cesta de la compra, personalidad que engancha y mucho más que tendrás que descubrir por ti mismo. He leído un post de alguien que visita el local con frecuencia que me ha encantado creo que es reflejo de lo qué es la Mojigata. Os invito a leerlo en Cuñao, qué has comido hoy.

Hasta aquí mi crónica de viaje, donde cómo pudiste ver, estuvo acompañada de verdaderos “Bocados de Emoción”, encuentros con gente con la que tengo una conexión especial y a los que no veía desde hace tiempo. Estos bocados realmente llenan, te hacen sentir especial. El destino no quiso que conociera a una chica muy especial con la que estoy en contacto desde hace mucho “Amelia Gómez de Travel&Cuisine”; esto ha sido porque la próxima vez, será aún mejor.

Sin más, me despido, enviándote un abrazo, una sonrisa y un gracias por seguirme la pista.

Raquel

Deja un comentario