La Pecera, una bajada dulce al Océano

Sí, sí, domingo, estoy de vuelta y sigo sin darme un chapuzón a pesar de sentirme por momentos como un huevo frito en pleno proceso, jaja… “Hace calor” decimos, lógico, es VERANO y la que teclea ya cuenta los días para marchar, desconectar y alternar la playa con la piscina.

Agosto en Madrid es una experiencia totalmente diferente al resto del año, muchos días parecen domingos, no hay tanto barullo, los locales están menos llenos, las tiendas más despejadas con oportunidades para no dudar ¡Tiene sus ventajas oye! Lo único que hay que tener en cuenta es que muchos restaurantes/bares cierran en agosto. Justo el año pasado, quise probar varios pendientes y me encontré con un “cerrado por vacaciones”. Ayer varios sitios para bailar también.

Como te dije en el post anterior, he acumulado experiencias; mi propósito de hoy es sumergirte en La Pecera ¿Lo conoces?

Primera Oleada: “Los Taiyakis de Malasaña”

Los Helados que se sirven con la base pez “caliente, elaborada al momento” con el relleno/toppings que quieras.

En mayo de 2017, abrió un local pequeñito con un montón de peces a los que optar, La Pecera (C/ Velarde, 2) en Madrid. Los Taiyakis son un dulce “snack” japonés en forma de pez (Tai=Pargo) que tradicionalmente se rellena de pasta de frijol rojo. Su versión 2.0 “Ice-cream Taiyakis” ha traspasado fronteras “de helado soft con distintos toppings” y los hermanos Luis y Miguel Aliff y su socia Giuseppina Palladino, tras su descubrimiento en New York, no dudaron en asentarlo en la capital, abriendo su propio mar de peces en Malasaña. Efecto viral inmediato y no hay helado que se coma sin tener su selfie y reflejo instagrameable.

Segunda Oleada: Desembarco en el Barrio de Malasaña

La decoración ha sido recreada por varios artistas, Juan Ruiz-Rivas, Hello Tanata y la escuela de arte EsPositivo

Tras el éxito del primer puerto, La Pecera amplia familia con la apertura de un nuevo local Goya, 56, más espacio y nuevas burbujas de oxígeno dulce y refrescante. Abrió sus puertas el pasado 22 de junio y tuve la suerte de probar en primicia los nuevos postres y limonadas con mi compi Steffi. Los voy a mencionar ligeramente, porque como siempre digo, lo mejor es que nades tu mismo y pilles las olas como gustes.

A parte de los Taiyakis, 6 pasteles a modo de mini tartas, ideados con mucho mimo por el equipo en línea de su mundo marino, todos con sorpresa en su interior y contrastes muy logrados que armonizan divinamente: perla pink lemonade, brisa marina de maracuyá, estrella de matcha, koi de gianduia y mandarina, medusa de albahaca y fresa y de arándanos y cacahuetes.

Para los amantes de chocolate y los cítricos; mousse de cacao, mandarina y avellanas sobre brownie de avellanas.

Según gustos, a mí me encantó La Brisa Marina y la medusa de cacahuetes; el de albahaca es una buena opción, quizás, para paladares más atrevidos.

Mi favorito, mousse de maracuyá y vainilla sobre base crujiente de kikos y cereales.

También probé los pancakes “tortitas” japonesas (original o de matcha); madre mía, la original, puro vicio, lo pruebes y estás condenado/a “no podrás parar”.

Tortita japonesa, suave, sabrosa, de vainilla con sirope de arce, chocolate o miel, nata y fruta de temporada

Más opciones que no probé pero igual de tentadoras y que dejo para próximas visitas: los CROYAKIS dulces y salados; elaboraciones mitad Croissant, mitad Taiyaki. Puff… Solo de pensarlo ya quiero disfrutarlos, jejeje… Tienen que estar ricos ricos y son perfectos para brunchear o desayunar (en el horario de invierno será posible)¡Marcaremos el día a la vuelta de las vacaciones!

Para acompañar los postres, café 100% arábica y tostado en Madrid o, si prefieres una bebida fría, puedes optar por una de sus limonadas, Pink, Piña Colada y Matcha Menta y 3 refrescantes tés (Naranjas y Rooibos, Hibiscus y Chai Almond Latte). De verdad, la pink lemonade es para probarla, está buenísima, súper refrescante.

¿Ya está? Pues no, como novedad incluyen los Color Latters, es decir, cafés de colores y los marchan así Mermaid, Matcha, Red Velvet y Turmeric. Están hechos con leche cremada como peculiaridad del Café Latte.

Tercera Oleada, el Vaivén “Infusión de Creatividad, Casualidad e Ilusión”

Cuando vivas la experiencia entre peces y otras perlas del mar, sentirás por qué hago esta fusión de palabras. Si hablas con el Equipo lo entenderás mejor; se nota cuando hay pasión, dedicación y amor por lo que uno hace. El Equipo de la Pecera ha trabajado con todo ello en este nuevo proyecto, logrando brindar una oferta única y con personalidad en Madrid, aunando conceptos, mimetizando cada detalle para lograr las mejores armonías y contrastes con sabor a mar, entre aguas dulces, saladas, cremosas, chispeantes y refrescantes.

La parte de arriba con más luz y donde marchas tu “decisión”.

La Casualidad o el destino hicieron posible que Luis, Miguel y Giussepina se cruzarán con Rebeca Sánchez Grolimund, experta pastelera, para diseñar las nuevas propuestas de la pastelería. Rebeca es una gran profesional, perfeccionista en sus elaboraciones, creativa, soñadora y un encanto de persona, cualidades en Sintonía con lo que el Equipo de la Pecera parte, así que, seguro que les avecinan muchas aventuras compartidas.

Ya sí que sí que voy terminando, no sin antes mencionar que conozco a Rebeca hace años y el cómo también es curioso. Yo colaborada con algunas clases de marketing y creatividad en el Curso de Repostería de Masterd “a distancia”; Rebeca realizó este curso y vía on line nos conocimos. Sentí que esta chica era especial y cuando regresé a Madrid, ambas provocamos el encuentro real; a partir de ahí, somos amigas y estoy encantada de ver su progreso y cómo está cumpliendo su sueño, ahora, tras larga experiencia, en La Pecera.

¿Qué más te puedo decir? Los horarios, jaja… De lunes a jueves 15.00h a 23.00h y de viernes a domingo de 15.00h a 00.00h. Lo dicho, en invierno, cambiará. Para ver el menú completo: salta aquí.

Finalmente, y cerrando este dulce chapuzón que te di,  te recomiendo el “Efecto Pecera”: lo mejor es vivirlo y fluir en sus olas entre dulces, limonadas, helados o lo que te apetezca ¡Tienes una amplia y sugerente oferta para perder el oxígeno felizmente!

Deja un comentario