El descorche y el infortunio, Efectos Cognitivos

Las sinestesias de los domingos han sido aparcadas, digamos que se han tomado un break por dos semanas; es una de las ventajas de la “no obligación” de disfrutar de un hobby sanamente, escribir por placer, con apetencias, con inspiración. Dirás… ¿Cuál es la recompensa? Para mí, no es otra que la satisfacción de compartir experiencias que me han alimentado de forma plena, compartirlas contigo y que las disfrutes leyendo -con vistas a darle realidad a esos feelings y que un día las sincronices haciéndolas tuyas-. Con suerte, te dejarán buenos recuerdos. Si eso se cumple, ya está, ya tiene sentido ser Sinestesia Gastronómica los domingos.

Bueno, qué decir, me crucé con algún desafortunado, mejor dicho “desafortunada yo, jaja” hace dos fines de semana. Me quitaron el móvil ¡Una putada con mayúsculas! Más allá de lo económico, es el tiempo perdido en poner todo al día y, para mi mala suerte, los contactos los he perdido. De todo se aprende y, ahora, “sincronización en google desde el primer momento; te lo aconsejo, por si aún tú no lo tienes”. En fin, qué rollo patatero te estoy soltando, por favore, jajaja… Pero viene al caso eh, jeje… De la rabia, la verdad, no me apetecía escribir, así que, me di un respiro, he dejado de estar on line un poco y, en breve, volveré a estar con mi rutina bloguera. Se abre el telón de nuevo.

El Descorche, Gustosa Improvisación en Zaragoza

Ensalada de Burrata con Tomate Rosa, nueces y albahaca, fresca, sabrosa y de calidad.

Ahora sí, muy resumidamente, te voy a recomendar un restaurante en Zaragoza que me caló hondo. Primero te pongo en situación, ya me conoces, si no, no sería yo… En mi último viaje a la ciudad, por trabajo, tuvimos una reunión-almuerzo todo el Equipo de la Escuela de Hostelería y Turismo MasterD. Fuimos a El Descorche (C/ Andador Gutiérrez Mellado, 17) y, desde el primer momento, la buena mesa se hacía notar; es un sitio auténtico, pequeñito, con personalidad y con un claro homenaje al buen vino.

Cremoso de Arroz con setas de Temporada y Parmesano, un tipo risotto muy logrado.

Aquí, no siguen clasicismos ni modas, aquí Jorge Algarate, cocinero y propietario, hace lo que le gusta, platos abiertos al día a día, con productos de temporada y con una oferta gastronómica pensada para compartir: no busques primeros ni segundos platos. Evidentemente, hay opciones fijas, pero la improvisación está servida según el mercado y ello le permite un oportuno dinamismo a la carta.

Brandada de Bacalao a su manera, para untar y con una ensalada agridulce al mango.
Tataki de Atún con espaguetis de mar, hilos de chile y salsa romescu, bocado perfecto en sabor y textura.

¿Qué probamos? Anota, anota 

Ensalada de Burrata con Tomate Rosa, nueces y helado de Albahaca, Tataki de Atún con Romesco y algas, arroz cremoso con setas de temporada, brandada de bacalao y lingote de rabo de toro con crema de boletus y trufa. Honestamente, no soy quisquillosa, pero sí que suelo decir –no solo en restaurantes, también cuando hago mis enredillos- “con esto ya sería, le falta un toque… siempre bajo mi punto de vista claro está”. En este menú, de veras, no quitaba ni añadiría nada, estaba todo correcto, delicioso, bien presentado y además servido por una chica majísima, muy atenta y profesional. Me costaría destacar alguno de los platos, cada uno a su estilo, pero reflipé con el rabo de toro.

El lingote de rabo de toro fue de mis preferidos, riquísimo, tierno, sabroso, cremoso.

De postre, optamos por la Tarta de Manzana con Toffe y la Tarta de Queso Casera ¡Qué decir, otro espectáculo pa el body, jaja!

Tarta de Queso Casera con su Helado en sincronía ¡Planazo en boca!

Llamándose El Descorche ya te puedes hacer una idea de su Bodega, selección de referencias acorde a su gastronomía, con una apuesta por los vinos de Aragón.

Agradecida con la Buena Mesa que disfruté con mis compañeros, ellos, cómo no, añadieron la esencia a la comida; cuando hay buen rollo se nota, se trabaja mejor y se comparten momentos más allá de las pantallas. Nos marcamos gustazos de tal calibre de vez en cuando, además, nuestra ocupación lo demanda, jeje…

Antes de decir unas palabras respecto al titular, me gustaría dar la enhorabuena a Jorge y todo su equipo. Se nota que hacen las cosas con pasión y les deseo largo recorrido de éxito.

Tarta de Manzana con Toffe y “creo” helado de lima/limón.

Ahora sí, “descorche e infortunio con ese efecto de … reflexión”: descorchamos botellas con su propia historia que siguen en aireo mientras están en copa y evolucionan a otras historias, las que nos dejan tras su brindis. El infortunio también deja un efecto de “pensar”, te descorcha por un momento, pero, al final, todo tiene su por qué y hay que saber darle la vuelta al corcho. Todos tenemos fortuna de poder tener resaca de lamentos, jodiendas o festividades y, con esto y un consejo te dejo ¡Vive sin más, sonríe sin motivo y come con apetito!

Deja un comentario