De la Tempura al Confitado “benditas texturas”

En estos días, pienso en el jardín de mi casa del pueblo, de lo distinto que sería llevar el confinamiento allí, poder contar con esos respiros de luz, de aire, de silencio, rodeada de naturaleza. En Madrid, vivo en un primero interior, precisamente no es el mejor escenario para estar confinada, pero no queda otra. Normalmente, me da igual, en mi rutina, estoy todo el día fuera de casa. Hoy, vengo a contar un puñado de reflexiones, hiladas según se vayan cohesionando, sin plan.

La Versatilidad del Espacio

Estos días, estamos la mayoría teletrabajando, aunque me gusta más llamarlo trabajar en casa, ya que hoy en día casi todos teletrabajamos, ubicados en oficinas, coworking, etc… Las tecnologías forman parte de nuestro modo de vida, laboral y personal. El espacio y el ambiente son claves para trabajar, hay que sentirse cómodo y hacerse al lugar. Estoy segura que a todos nos ha pasado, al principio, estás algo descolocada, con la oficina en casa; pasan unos días y el hábito se encarga de cuajar la tortilla “estás hecho al nuevo sitio y el sabor empieza a tener gusto”.

Echo de menos mis paseos a la oficina,sí, los raticos con los compañeros, ver gente de un lado para otro, cada uno con sus ocupaciones. Pero, esto es temporal y, mientras dure, la actitud es crucial para mantener la sonrisa, las ganas y poder así seguir avanzando.

Tenemos que estar en casa (solo eso y salvaremos el mundo… podríamos decir); unos tendrán más suerte, tendrán terraza, patio o huerto, pero, en cada caso, hay que adaptarse, hay que moldear el espacio y darle forma según las necesidades. En mi caso, durante el día se va transformando y el todo en uno está logrado: oficina, gimnasio, restaurante y charla de conferencias. Gracias a las tecnologías, muchas acciones hoy son posibles ¿Os imagináis esta situación sin internet?

En el Curso en Streaming de Abel Valverde, sobre la excelencia en la Sala. 2 hrs muy productivas.

La rutina; impulsor de tus días

Evidentemente, cada persona tiene una rutina, pero como dije en el post anterior, es muy positivo tratar de mantener esta rutina en casa. Mantener el horario de trabajo (ojo, trabajar en casa puede dar pie a echar más horas), hacer quedadas y reuniones con los compañeros y amigos, hacer ejercicio e ir anotando todo en la agenda.

En la Escuela de Hostelería y Turismo MasterD, seguimos con nuestros café virtuales, siempre con el mismo color de camiseta, jajaja… El mejor, Hugo, no sé de dónde saca el conjunto de chef de cada color que implanto.

Para que sea posible, lo único que necesitas es actitud y no pensar a largo plazo (evitaremos agobiarnos),  abrir los días de a poco y disfrutar de ellos, este tiempo tampoco volverá. Yo no sé como lo estoy haciendo pero parezco un hámster estresado de un lado para el otro, entre lo virtualismos y las tareas de andar por casa, jajaja, el tiempo sigue volando…

Las texturas; el sonido que saboreamos             

Está claro que va a haber un antes y un después del COVID19 y que, aunque nos podemos imaginar algunos cambios evidentes, hay que esperar, esperar a que todo pase y ver cómo volvemos a la calle, a los parques, a los bares, a construir de nuevo, a sociabilizarnos. Esta semana, Diego Coquillat, experto en marketing de restaurantes, fue entrevistado en directo por BarTalent a través de su cuenta de Instagram y me gustó mucho su visión y el análisis que hace de la situación. “La digitalización estaba ya aquí y esta crisis es solo un aceleramiento que la eleva de categoría”, una entre otras muchas cosas que mencionó. Como él, pienso que, ahora, lo que importan son las personas, no es momento de hacer marca, es momento de tratar con las personas; laboralmente, los equipos y los clientes son el primer foco de atención, hay que saber cómo están y mantener el contacto. Serán ellos a quienes necesitemos para volver a remar fuerte. Puedes ver la sesión de Diego aquí.

Una charla muy TOP donde Diego compartió su visión sobre el ahora y el posible mañana.

Voy terminando y, como siempre, dando sentido al título con el que abría este escrito. Vivimos en modo “Tempura”, en acción constantemente, con cierto estrés y tensión, nos mantenemos así “crujientes” y todo pasa muy rápido, no queremos que se baje el efecto tempura… Este periodo de confinamiento nos da la posibilidad de pasar al modo “confitado”, a hacer las cosas a fuego lento, a lograr otras texturas, a buscar el punto crujiente y suave al mismo tiempo. Pensemos en ello, en ver estos días como una oportunidad de avanzar, de crecer o de mirar  con los ojos del turista en tu propia casa y en ti mismo. Habrá días mejores, habrá días peores… pero esto no es de ahora, esto pasa y pasará siempre.

Las Torrijas a mi manera, innovando con la mezcla del cúrcuma latte de Spicy Yuli y miel de encina

No me despido sin citar el enreillo que hice ayer. Es época de Torrijas y, aunque no las hago cada año, el tener más tiempo y ver a todo el mundo cocinando torrijas por las redes, me animó a poner en mente una idea que ya me estaba rondando. Torrijas Golden Milk, jajaja… Sí, hice torrijas, pero jugué un poco y quise hacer un invento. Empapé las torrijas en Golden Milk (leche dorada) con Azafrán de la Mancha y un chorrito de Vino dulce de Jerez. Las pasé por huevo, las freí y luego las rocié con un almíbar de miel de Encina de Extremadura. Fue mi desayuno de hoy y qué quieres que te diga ¡Vaya disfrute oiga! jajaja

8 comments

  1. Lo que está claro es que llega un momento te cambia y ya no vuelves a ser el mismo, lo que pasa es que ahora nos está pasando a todos a la vez. Estamos viviendo un momento histórico, un momento de gran cambio y estoy segura de gran avance para la humanidad. Gran post Contador.

    1. Sí Eva, llegan cosas y nos cambian de un revés… Es inevitable y esto, como dices, nos cambiará a todos. Un giro histórico.

      Gracias. Un abrazo

      Raquel

  2. Feliz encierro, todo tiene un principio y un final, el encierro durará el tiempo necesario para sanearnos y sanear nuestra mente, nuestras convivencias y nuestra manara de relacionarnos, esto nos ha ayudado a ver qué no somos infinitos, solo una reflexión, por fuerza mayor, pero ha parado nuestro ritmo y nos ha hecho pensar más en los que queremos, en la familia, en los amigos y en la humanidad en general

    Fuerza y ánimo a todos.

    1. Gracias Rabea, exacto, en estos días la familia, el contacto con los seres queridos es vital para afrontarlo mejor, días para parar, pensar y reflexionar.

      Un abrazo. Grazie!!!

  3. Gracias por tus torrijas ‘virtuales’: saben a país que lo va a lograr verdad que sí?
    Un abrazo fuerte, y lamento que eches de menos tu verdadero hogar. Verás como pronto puedes estar en tu tierra y disfrutar de tu familia.

    1. Gracias Jaime,

      Ya me tienes acostumbrada a tus bonitos comentarios jejeje…. Sí, saben a eso y ojalá pueda bajar pronto a mi tierra.

      Un abrazo

      Raquel

  4. Gracias por todo el valor aportado aqui Rquel.
    No puedo estar mas de acuerdo, aprendamos de esta situacion saquemosle el lado positivo y convirtamos esta actitud en una forma de vida para un futuro mejor 🙂 Feliz Martes

    1. Hola Cristina; me alegra leerte aquí y que te haya resultado de interés. Un abrazo ¡Seguimos!

Deja un comentario